Día 3: Negar que tenía miedo

¿Qué harías si no tuvieras miedo?

Esta etapa fue una de las más marcadas y dolorosas para ti, ¿Sabes lo que no es apreciar un sentimiento?, ella, la persona que más quiero, aprendió la respuesta a esa pregunta de la manera más dura y mala posible, porque me porté como un idiota, no pude superar mi propio pasado lo que conllevo a que ella misma sufriera por algo que jamás tuvo la culpa, por sentimientos que se hallaban en lo más profundo de mi corazón.

¿Qué harías si no tuvieras miedo?

Esta es una de las preguntas que aún me hago hoy en día, le tuve miedo a mis propios sentimientos, por más amor que ella me daba, ese miedo no se retiraba, por más que me mostrase su linda sonrisa cada vez que conversábamos, el miedo perduraba, esa fragilidad que sentía mi corazón, y que se expresaba en forma de malos sentimientos, recuerdo aquellos momentos en los que yo pude haberte sido sincero con el miedo que sentía, pero no lo hice, me encasille tanto conmigo mismo que jamás te lo dije. Tenía un pasado que afrontar, el miedo latente de que en cualquier momento, todo podía salir mal, por esa frustración que yo sentía, por no saber como perdonarme a mi mismo y  los demás, no supe como expresarte el dolor que sentía en aquellos días, no solo por un corazón roto que pedía a gritos un abrazo y  solo demostraba rencor, sino que un corazón que también se sentía solo, sintiéndose bien en esa dolorosa soledad que no deseaba desaparecer por miedo a volver a ser lastimado, un corazón, que no había aprendido el verdadero significado de la palabra “amar” a alguien, viendo el mundo en una tonalidad gris y vacía, sin querer escuchar a los demás, un ciego, que no sabía responder ante un sentimiento tan puro que me expresabas cada tarde en la que tu y yo conversábamos, yo expresando dolor, y tu regalándome tu atención y cariño, siendo yo, una persona que le tenía miedo al amor, porque pensaba ¿Por qué intentarlo si todo puede salir mal?, ¿Por qué luchar cuando todo esta perdido para mi?, ¿Por qué una persona que como yo, que no vale nada, debería pensar en levantarse y luchar? y tú, siempre presente en todo momento a cada estupidez que mi corazón decía, ante un ciego que se negaba a mirar lo bello que podía ser el mundo, si yo te abría mi ser y te permitía llenarlo con todo tu amor, con toda tu bondad que mostrabas hacia mi, pero yo jamás supe responderte y me avergüenzo de no haberlo hecho.

Fue una etapa dura más para ti, porque yo actué completamente como un idiota, sin corresponder tu amor como la persona que debí  haber sido, excusándome en mis rencores para poder encontrar falso consuelo en mí mismo, con la esperanza de que todo cambiase mientras estaba en mi propia burbuja, esta es una etapa la cual no tengo ninguna excusa, todo fue mi culpa, por no haber aprendido lo que realmente era amar a alguien, por haberme sentido inseguro de lo que sentía, aún mientras escribo este día lagrimas corren por mis mejillas en cada palabra, en cada sentimiento negativo que recuerdo de mi pasado, porque eso jamás me dejó ver, que la persona especial que yo por tanto tiempo había buscado, estaba en frente de mí, para darme lo mejor de ella, para mostrarme, lo que significaba perdonar y amar.

Aún después de tanto tiempo, no encuentro las palabras suficientes ni las lagrimas suficientes, para poder decirte …. Perdón por lo que sufriste.

dia 3 copia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s